Cómo conservar la leche materna en casa después de extraerla

Cómo conservar la leche materna en casa después de extraerla

Cómo conservar la leche materna en casa después de extraerla

Equipo GENERALI

Tu asesor de Salud

La leche materna es el mejor alimento que puede recibir tu bebé durante los primeros meses. Contiene la cantidad de carbohidratos, proteínas y grasa adecuadas para garantizar su perfecto desarrollo. Y no solo… Este alimento supone una protección adicional para compensar su todavía inmaduro sistema inmune gracias a su contenido en anticuerpos. Por ese motivo, muchas madres y padres optan por conservar leche materna siempre lista para que su bebé no pierda ni una sola toma.

Ahora bien, la conservación de la leche materna no puede hacerse de cualquier forma. De hecho, ¡este alimento es enormemente sensible! Además, existen unas reglas de higiene obligatorias en lo que al almacenamiento y conservación de la leche materna se refiere. ¡O correrás el riesgo de que se ponga en mal estado!

¿Cómo conservar leche materna en casa? ¿Se puede guardar la leche materna que sobra otra vez? ¿Cuánto tiempo se conserva la leche materna? Es un tema delicado, y sabemos que tienes muchas preguntas. Es normal. Descubre en este artículo todas las recomendaciones para conservar leche materna adecuadamente.

Pautas y consejos antes de extraer la leche materna

El proceso de conservación de la leche materna comienza incluso antes de la extracción. Sabemos que el cuidado de un recién nacido tiene muchos altibajos. Aun así, es importante que garantices siempre unas condiciones de higiene adecuadas, incluso si vas con prisas.

Para ello, lávate las manos con agua y jabón antes de extraer la leche materna. Algunas mujeres consiguen hacerlo de forma manual presionando suavemente detrás de la areola. También puedes ayudarte con unas compresas húmedas con agua templada para estimular la eyección. Si lo prefieres, existen extractores de leche. Eso sí, asegúrate que toda la superficie del aparato esté perfectamente desinfectada.

¿Sabías que el calostro, ese líquido con propiedades casi mágicas para tu bebé, se empieza a producir de manera natural días antes de dar a luz? Descubre cómo extraer el calostro y todos sus beneficios para no perder ni una sola gota.

Dónde conservar la leche materna extraída: Envases

¿Dónde conservar la leche materna extraída? Es una de las preguntas que más madres y padres se hacen. Idealmente, la conservación de la leche materna debes hacerla en envases de vidrio de calidad alimentaria. Asegúrate de que incluyan siempre una tapa y estén perfectamente limpios.

En el caso de usar recipientes de plástico, estos deben ser siempre duros, ¡y nunca fabricados con la sustancia química bisfenol A (BPA)! Esto garantizará una menor pérdida de propiedades.

Botellas

¿Qué tipo de botellas debo utilizar para conservar la leche materna? Si vas a optar por este tipo de envase, recuerda no usar botellas de plástico desechables o aquellas de uso familiar. Hazte con una botella de uso exclusivo para tu bebé. Opta por botellas de boca ancha para facilitar su limpieza en el interior. Un pequeño resto de leche podría suponer una fuente de contaminación para tu bebé.

👉 ¡No te pierdas este artículo! Caca de bebé con moco: causas y cómo tratarlo

Bolsas

Una alternativa económica son las bolsas para conservar la leche materna. Y no, hablamos no solo de las bolsas específicas para este uso. Cualquier bolsa de congelación alimentaria te valdrá. Eso sí, ¡recuerda que son de un solo uso!

Botes

En términos generales, no es recomendable usar botes para conservar leche materna. Aunque resulte llamativo, antiguamente se empleaban los botes de análisis de orina sin estrenar para conversar la leche materna por su carácter clínico. ¡No optes por esta solución! Los productos para fabricarlos podrían resultar tóxicos y no son aptos para uso alimentario.

¿Ya sois papás?

Cómo conservar la leche materna después de extraer: Métodos

Para evitar que pierda propiedades o suponga un riesgo para la salud de tu bebé existen unos métodos muy concretos cuándo hablamos de cómo conservar la leche materna después de extraer. Cada uno tiene su propio tiempo, tipo de almacenamiento y conservación de la leche materna. ¡Descúbrelos!

Temperatura ambiente

Es probable que la toma de tu bebé no sea inmediata a la extracción de la leche. En ese caso, podrás mantenerla a temperatura ambiente un máximo de 6 horas. Para ello, asegúrate de colocar la tapa del recipiente y evitar la incidencia directa del sol.

Frigorífico

¿Cómo conservar la leche materna en la nevera? La ubicación perfecta para conversar la leche materna en el frigorífico es hacerlo en la parte del fondo. De esta forma, estará menos expuesta a los cambios bruscos de temperatura cada vez que abras la nevera. Además, se recomienda enfriar la leche inmediatamente después de su extracción.

¡Consejo! No se recomienda colocar los recipientes en la puerta del frigorífico. Su exposición constante a la temperatura ambiente cada vez que lo abres provocarán que pierda propiedades.

Congelador

Si vas a optar por el congelador, recuerda colocarla en su interior lo antes posible tras la extracción. Para ello, comprueba siempre que los recipientes que emplees son aptos para este uso.

Al igual que ocurre con la nevera, es muy aconsejable que sitúes los envases en la parte superior y fondo del congelador para evitar el contacto con la temperatura ambiente. Además, mantenlos alejados de las paredes del aparato con función de auto-descongelación.

¡Importante! Nunca llenes los recipientes o bolsas para conservar la leche materna más de tres cuartas partes de su capacidad. Una vez congelada se expande y podría estallar el envase.

¿Cuál es la mejor forma de almacenar la leche materna?

¿Vas a optar por el almacenamiento y conservación de la leche materna? En ese caso, es recomendable contar con etiquetas y tinta a prueba de agua para identificar cada recipiente con la fecha de extracción. Si vas a hacerlo en la guardería de tu bebé, asegúrate de apuntar también el nombre de tu hijo en el recipiente.

Idealmente, deberías dejarla a una baja temperatura, ya sea en un congelador o frigorífico. Ahora bien, si no fuera posible, opta por almacenarla temporalmente en un refrigerador con bolsas de hielo.

¡Te será útil! Conforme vayas cogiendo experiencia, sabrás la cantidad exacta de leche que te reclama tu hijo. Opta por almacenar la leche materna en pequeñas porciones que sumen la cantidad que suele tomar. De esta manera, evitarás descongelar más de la cuenta, y si un día tiene un poco más de hambre, ¡siempre podrás contar con una pequeña cantidad adicional!

¿Cuánto se puede conservar la leche materna?

Para saber cuánto tiempo se conserva la leche materna, primero deberás conocer el método empleado. ¡Descubre la tabla de conservación de leche materna con todos los detalles!

Tipo de conservaciónTemperaturaTiempo de conservación máximo
Temperatura ambiente16ºC – 29ºCIdealmente entre 3 o 4 horas, aunque puede llegar a las 6 horas en condiciones de extrema higiene.
Frigorífico4ºCIdealmente 3 días, aunque puede llevar hasta 5 en condiciones de buena limpieza.
Congelador-17ºCIdealmente 6 meses como máximo, aunque puede llegar hasta 9 meses con buena higiene.

¿Sabías qué? Cuanto más tiempo quieras conservar leche materna, ya sea en la nevera o congelada, mayor será la pérdida de vitamina C. Además, la composición de este alimento varía a medida que tu hijo se va haciendo mayor. La leche materna que descongelaste hace 5 meses cuando era un recién nacido podría no satisfacer plenamente sus necesidades.

¿Puedo agregar leche materna recién extraída a leche ya almacenada?

En principio, no hay problema en agregar leche materna recién extraída a la ya almacenada, ya sea en la nevera o en el congelador. Ahora bien, para hacerlo, es importante que esta primera adquiera la misma temperatura. De lo contrario, la leche recién extraída podría provocar una descongelación inesperada de la almacenada.

Bajo ningún concepto agregues leche materna recién extraída y caliente dentro del recipiente de la que estés almacenando.

👉 Esto te interesa: Consulta todas las vacunas que tu bebé debería llevar, según su edad, en el Calendario Nacional de Vacunación.

Pautas a seguir para descongelar la leche materna y calentarla

Guíate de las fechas que colocaste en cada recipiente de almacenamiento y conservación de la leche materna para descongelar la más antigua. Existen 3 formas de hacerlo sin riesgo de alterar sus propiedades:

  • Guarda el recipiente con la leche congelada en la nevera durante la noche.
  • Coloca el envase bajo el chorro de agua fría y ve progresivamente calentándola hasta un máximo de 37ºC.
  • Sumerge el recipiente en un bol de agua tibia.

Una vez descongelada, puedes refrigerarla hasta 24 horas antes de consumirse. Eso sí, ¡no vuelvas a meterla al congelador una segunda vez! Si ha sobrado algo, es preferible desecharla.

¡Bajo ningún concepto! No calientes el envase con leche congelada en el microondas o en agua hirviendo. Algunas partes del contenido podrían quedar descongeladas mientras que otras se calientan demasiado. Además, exponerlo a una alta temperatura puede afectar a sus propiedades nutritivas y protectoras que posee este alimento. Tampoco debes descongelarla a temperatura ambiente.

Cómo saber si la leche materna almacenada está en mal estado

El principal signo de que la leche materna almacenada está en mal estado es el fuerte olor que desprende. Es, de hecho, un muy mal olor que no debes confundir con el olor que adquiere en ocasiones cuando se descongela.

Algunas veces, la leche descongelada puede adquirir un olor a rancio o consistencia distinta a la recién extraída. Esto se debe a que la enzima lipasa, encargada de combatir contra las bacterias nocivas descompone las grasas y libera ácidos grasos para una mejor conservación.

Esta transformación no afecta al estado del alimento, por lo que no supone un riesgo para tu bebé. Ahora bien, es probable que tu hijo la rechace por su sabor. En ese caso, ¡no conviene forzarle a consumirla!

¡El bienestar de tu familia es tu mayor prioridad! Cuida de ellos con el seguro de Protección Familiar Salud Opción Family de GENERALI: asistencia primaria y hospitalaria inmediata, pruebas diagnósticas y tratamientos preventivos. Si quieres más información, ¡consúltanos sin compromiso!

Cómo conservar la leche materna en casa después de extraerla
Conoce todas las ventajas de nuestro seguro de salud
Conoce todas las ventajas de nuestro seguro de salud

Y elige el que mejor se adapte a ti y tu familia.

Contratar
Sé el primero en enterarte de las novedades en Salud con nuestra newsletter.
¡Suscríbete gratis!

Disfruta de las mejores ventajas y beneficios que ofrece el Seguro de Salud de GENERALI para ti y tu familia.

Este artículo tiene 0 comentarios

Equipo GENERALI

Equipo GENERALI

El equipo de Tu Asesor Salud está compuesto por periodistas y especialistas en la salud, la nutrición, el deporte, la familia así como profesionales técnicos de los seguros de salud. Te ayudamos a que tengas una vida más saludable y te ofrecemos contenido útil para tu día a día.

Sé el primero en enterarte de las novedades en Salud con nuestra newsletter.
¡Suscríbete gratis!

¿Tienes alguna duda? Nuestros profesionales te ayudarán

¿Quieres calcular el precio del seguro de salud para ti y tu familia?

Búsqueda en Blog Salud Generali