Logo GENERALI
Logo GENERALI
24 - Mar - 2021

Existe la creencia popular de que la navegación solo está al alcance de unos pocos. ¡Pero te sorprenderías con los chollos que se pueden encontrar si sabes dónde buscar! Comprar un barco de segunda mano es una forma de poder disfrutar de un verano alejado de las abarrotadas playas sin renunciar al mar y su tranquilidad.

¿Cuál es la mejor temporada del año para comprar un barco de ocasión? ¿Qué indicadores pueden alertar de que el barco podría dar problemas en el futuro? ¡No te pierdas estos consejos para comprar un barco de segunda mano!

 

Mejor temporada para comprar un barco de segunda mano

 

Si andas buscando un barco de ocasión, el mejor momento para encontrar buenas ofertas será, sin duda, una vez finalizada la temporada de verano. Durante los meses de septiembre y octubre son muchos los propietarios que deciden deshacerse de sus embarcaciones, ya que mantener un barco durante todo el año conlleva tener que pagar el alquiler del puerto también durante el invierno.

Además, en ocasiones las embarcaciones necesitan una serie de reparaciones pasados los meses de julio y agosto. ¡Y por eso el precio del barco suele bajar considerablemente en estos casos! Eso sí, es importante asegurarte de que el barco de ocasión no cuenta con averías ocultas ni problemas graves de motor.

 

¿Cómo encontrar barcos de segunda mano a buen precio?

 

Para tus primeras búsquedas, puedes echar un vistazo a portales de barcos de ocasión especializados. Cosas de Barcos permite filtrar por lugar de venta, marcas, modelos, metros de eslora, año de fabricación del barco y, por supuesto, el precio del barco. Es una manera perfecta para ir empapándote y afinando mejor tus búsquedas, dependiendo del presupuesto con el que cuentes.

Si tienes tiempo y quieres pasar una tarde de domingo entre muelles, también puedes ir directamente a un puerto deportivo. Es habitual encontrar varios carteles de barcos a la venta o incluso vendedores profesionales que te puedan enseñar el catálogo disponible.

Te puede interesar: Cómo elegir el barco adecuado

 

Inspecciona el estado exterior del barco

 

Existen muchos detalles que te darán información sobre el estado del barco y, consecuentemente, te permitirán adelantarte a averías futuras. Trata de buscar indicios de tensiones fuera de lo normal como grietas en la pintura exterior o rajas. ¿Parece que el casco ha sido pintado recientemente? Quizás el vendedor ha ocultado algunos desperfectos con una capa de pintura.

Fíjate también en deformaciones anómalas o en el estado de las juntas y uniones de materiales. ¡Y no te olvides de la sentina (zona más baja)! Es recomendable que esté limpia y que no encuentres rastros de aceite ni agua.

Otros elementos a los que debes prestar atención son la bomba de achique, los grifos de fondo o la grilla del barco. ¿Hay suficientes en el interior para que la navegación sea segura para tu familia? ¿Resulta cómodo cuando el barco está en movimiento y se eleva?

 

Solicita el certificado de navegabilidad

 

Un Certificado de Navegabilidad acredita que la embarcación cumple todos los requisitos reglamentarios y legales para salir al mar. Este documento está regulado por el Ministerio de Fomento y lo expide siempre la Administración Marítima.

 

Comprueba el cableado eléctrico

 

El cableado eléctrico es un buen indicador del estado de la embarcación de segunda mano. Asegúrate de que los cables no presentan desperfectos. Busca zonas de recalentamiento en el cableado que puedan darte indicios sobre posibles cortocircuitos y averías.

 

Pide información sobre el motor

 

No olvides consultar el libro de mantenimiento del barco de segunda mano que vayas a comprar. Encontrarás información sobre las revisiones que ha pasado y qué reparaciones se ha hecho a la embarcación. Pregunta al vendedor cuando la última vez que se cambiaron las baterías y comprueba si funcionan bien.

 

Pide una prueba de navegación

 

La prueba de navegación es una manera de probar en el agua el barco por el que te has interesado. De hecho, ¡no deberías comprar ningún barco de segunda mano sin haber realizado una prueba de navegación antes!

En ocasiones, los vendedores profesionales te pedirán una señal para poder poner en marcha el barco en alta mar. Fíjate en las vibraciones que se transmiten del barco, su comportamiento durante la aceleración o que el aislamiento del sonido del motor es efectivo y no afecta a la comodidad.

 

Acude a un perito profesional

 

Cuando hayas encontrado el modelo que te gusta y hayas hecho unas primeras comprobaciones de su estado, recurre a un perito o inspector náutico. Antes de comprar un barco, es recomendable acudir a un profesional independiente que certifique el estado de la embarcación.

 

¿Quieres tenerlo todo claro antes de elegir tu próximo medio de transporte? Aquí tienes algunos consejos: 

¿Qué buscar en un coche de segunda mano?

Cómo elegir coche: claves a tener en cuenta antes de comprar

Cómo disfrutar de tu primera moto o ciclomotor

¿Qué casco debes comprar según el tipo de moto que tengas?

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Whatsapp