Logo GENERALI
Logo GENERALI

Un nuevo curso escolar implica una larga lista de tareas pendientes para los padres ocupados. Pero puedes evitar los inconvenientes de la vuelta al cole si lo tienes todo controlado. Sigue nuestros consejos para que tus hijos y tú podáis dominar el comienzo del nuevo año escolar.

 

¿Qué se necesita para la vuelta al cole?

 

Nadie quiere darse cuenta de que le falta material el primer día de clase. Haz una lista de artículos de papelería, mochilas, equipamiento deportivo, instrumentos y cualquier otra cosa que sea imprescindible para el próximo curso. No olvides las pequeñas cosas, como las espinilleras o las coderas para practicar deporte.

Mira bien el botín y preguntaros: ¿falta algo? ¿Está todo en buenas condiciones? Por ejemplo, si los niños llevan uniforme, puede que les quede pequeño o que haga falta arreglar agujeros o cremalleras rotas. Reserva tiempo para comprar lo que necesites de cara a la vuelta al cole y lleva a tus hijos para que asuman la responsabilidad y entiendan el valor de las cosas. Busca formas de ahorrar dinero en material, como comprar de segunda mano, buscar ofertas y comprar de rebajas.

Si tus hijos se llevan un desayuno al recreo, es importante que empieces a pensar en tu estrategia de antemano. Haz una lista de productos básicos simples y saludables que puedes mezclar y combinar. Luego ponla en el frigorífico para que te acuerdes de comprarlos en la compra semanal.

Este año, nuestra nueva realidad hace necesario establecer normas específicas para proteger a tus hijos de la COVID-19. En primer lugar, sé un padre responsable y no lleves a tus hijos al colegio si presentan algún síntoma. Los mayores de seis años deberán llevar mascarilla mientras estén en las aulas y cuando practiquen alguna actividad deportiva. Sin embargo, el uso de guantes no está recomendado, ya que su uso continuo puede facilitar la transmisión. Para una mayor protección, procura inculcar en tus hijos la importancia de la higiene (lavarse las manos con frecuencia y utilizar el gel hidroalcóholico o desinfectante para manos que llevarán en sus mochilas) y de la distancia social con el alumnado de otros cursos.

 

A los niños les encanta la rutina

 

Si tus hijos han cambiado las horas de irse a la cama y levantarse durante las vacaciones, devuélvelos al redil. Empieza una semana antes de que comiencen las clases y despiértalos 15 minutos antes cada día. Incluso aunque no tengan tarea, empieza a añadir actividades estructuradas en tiempo de «deberes», como ejercicios creativos o la práctica de instrumentos musicales. Rápidamente asociarán este tiempo a actividades disciplinadas una vez que vuelvan al colegio.

Corta las siestas durante el día y anima a tu hijo a acostarse antes cuando se sienta cansado (aviso: ¡al principio se resistirán!). Establece una rutina con actividades que hacer antes de irse a dormir (bañarse, cepillarse los dientes, leerles) un poco más temprano cada noche de cara a la vuelta al cole.

 

Cuida el horario escolar de tu hijo

 

Ellos deben tener una copia en todo momento (plastifícala o imprímela en una tarjeta para que no se arrugue). Haz copias y colócalas en la pared de su dormitorio y en el frigorífico. A partir de este horario, puedes empezar a organizar sus actividades extraescolares para que siempre sepas cuándo estarán fuera por las tardes por el entrenamiento de fútbol o la clase de baile.

 

Graba la rutina de las mañanas en piedra

 

Deja claro que esperas que el desayuno se haga en un momento determinado y que nunca saldréis tarde. Podrías usar el sistema de pasta: se añade un macarrón, por ejemplo, a un bote cada vez que todos salen de la casa a tiempo o preparan su material la noche anterior. Cuando el bote esté lleno, dales una recompensa: un día divertido fuera de casa o su comida favorita.

El bienestar de tu familia es tu mayor prioridad, así que cuida de ti mismo y de los tuyos con la ayuda de Generali.

Aconseja a tus hijos para que tengan futuros felices y exitosos con nuestros mejores consejos Más que Seguros para cada edad:

Probióticos naturales: un intestino sano y mayor bienestar

Dieta saludable libre de picoteos

El desayuno: la comida imprescindible del día

Comidas rápidas para padres ocupados

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Whatsapp