Logo GENERALI
Logo GENERALI

Llevas años soñando con esa casa en la que hacer todos los planes que tu primera vivienda no te permite. Ya sea pasear por la orilla del Mediterráneo todas las mañanas, llenar tus pulmones de aire puro en una colina recóndita de los Pirineos o dormir bajo la tranquilidad de un pequeño pueblo de interior. Con la primera no pudiste hacerlo realidad pero, ¡comprar una segunda vivienda podría cambiar tu vida!

Ahora bien, ¿merece la pena comprar una segunda vivienda? Es una pregunta que debes plantearte. Hacerte con otra casa es una decisión vital que debes analizar muy bien. Se trata de una gran inversión por la que no solo deberás hacer un gran desembolso sino que podría obligarte a pedir una hipoteca, ¡con los riesgos financieros que eso conlleva!

Sin embargo, escoger una ubicación con potencial y comprar una segunda vivienda en el momento perfecto también puede ser una oportunidad. ¿Es rentable comprar una segunda vivienda para alquilar? Algunas familias aprovechan su segunda vivienda para pasar todas las vacaciones de verano mientras que la alquilan durante el resto del año.

Tienes muchas dudas, ¡y es normal! Consulta esta GUÍA completa con los pros y contras de comprar una segunda vivienda para que puedas tomar una decisión totalmente meditada.

Pros de comprar una segunda vivienda

¿Estás pensando en hacerlo? ¡Te contamos los pros de comprar una segunda vivienda!

Disponer de un alojamiento propio en vacaciones

Una de las principales razones de peso que lleva a muchas familias a comprar una segunda vivienda es disponer de un alojamiento propio siempre disponible en vacaciones. Los rompecabezas para planificar unas vacaciones o todo el tiempo gastado en comparar precios de hoteles y pisos turísticos será cosa del pasado.

Contar con una segunda residencia es una garantía si quieres organizar tus vacaciones en el último momento. Además, puedes equipar la vivienda y así evitar tener que llevar kilos y kilos de ropa en las maletas. Las toallas de playa, electrodomésticos, mantas o juegos de mesa puedes dejarlos en tu propia casa, ¡y no preocuparte por ello nunca más!

👉 ¡Te interesa! Ventajas e Inconvenientes de vivir en un Pueblo

Ahorrarse el coste de alojamiento

¿Sabías que el 34% del presupuesto vacacional de las familias españolas se destina al alojamiento? Teniendo en cuenta que cada español gasta, de media, 610 euros en sus vacaciones de verano, ¡te estarás ahorrando 207 euros por persona y año!

Sin duda, se trata de una inversión a largo plazo que permitirá eliminar por completo tu presupuesto en hoteles y pisos turísticos. Además, hablamos de un alojamiento 5 estrellas, ya que tu vivienda estará equipada a tu gusto y necesidades.

Obtener un rédito económico alquilando la vivienda

Si lo analizamos desde un punto de vista financiero, comprar una segunda vivienda puede ser una opción para capitalizar tus ahorros. ¿Cómo? Puedes optar por alquilarla durante los meses en los que vivas en tu vivienda habitual.

Imaginemos que compras un piso en la playa y sueles pasar 3 meses en verano. Es probable que haya locales de la zona o estudiantes dispuestos a alquilar tu segunda residencia los otros 9 meses. ¡Y ambas partes ganáis! Por un lado, puedes permitirte reducir un poco el precio para que no les resulte tan costoso, mientras que tus inquilinos cuidarán y protegerán la vivienda el tiempo que no vivas en ellas.

Aun así, alquilar una vivienda en España entraña siempre unos riesgos. Si decides hacerlo, es altamente recomendable que cuentes con un buen seguro de vivienda de alquiler. ¡Y sí! Asegúrate de que se trata de un seguro con amplias coberturas pues en caso de tener que contar con él, desearás que te cubra cualquier imprevisto.

En GENERALI, por ejemplo, ofrecemos un seguro de vivienda en alquiler con coberturas tanto en términos de responsabilidad civil como arrendador, defensa jurídica ante los inquilinos si la necesitas, daños, robos, incendios, roturas, ¡e incluso una cobertura especial de impago de alquileres para que nunca dejes de ingresar ese dinero con el que cuentas todos los meses! Consúltanos sin compromiso.

Alternativa perfecta para una escapada de fin de semana

¿Cuántas veces has deseado hacer una escapada de fin de semana pero la falta de tiempo para organizarla o el dinero te han desanimado? Comprar una segunda vivienda también te permitirá contar siempre con un plan alternativo perfecto para esos puentes de tres o cuatro días en los que necesitas desconectar.

👉 ¡Te resultará útil! Piso, ático o dúplex: ventajas e inconvenientes de cada uno

Ampliar tu círculo de amistades

Cuando compras una segunda vivienda, te conviertes automáticamente en propietario y parte de una comunidad. Podrás ampliar tu círculo de amistades con otras personas del pueblo o barrio donde esté situada. Ya sea para hacer planes vacacionales con otras familias de confianza o incluso contar con amigos cercanos que puedan supervisarla cuando tú no estés. Forjar un nuevo círculo de amistades es siempre muy positivo.

Destino vacacional seguro cuando tus hijos sean mayores 

Es probable que ya estés proyectando la vida de tus hijos en unos años. Y aún es más probable que tus hijos te pidan poder ir a la segunda vivienda de vacaciones con sus hijos. En ese caso, comprar una segunda vivienda puede también ser un alojamiento alternativo donde puedan pasar algunos días de vacaciones con seguridad.

Están familiarizados con la zona y el alojamiento les saldrá gratis. Aunque como padres siempre tendemos a preocuparnos, saber que están en la segunda residencia te dará muchas más garantías. ¡Y ellos lo pasarán en grande!

Contras de comprar una segunda vivienda

Una vez repasadas las ventajas, ¡no podemos olvidar los inconvenientes de comprar una segunda vivienda! Echa un vistazo a estos contras antes de tomar la decisión de compra definitiva.

Provocar un sobre endeudamiento familiar

Nunca debes tomar la decisión de comprar una segunda vivienda de forma impulsiva o excesivamente emocional. Hacerlo en un contexto desfavorable financieramente podría provocar un sobre endeudamiento de tu economía familiar. Una segunda residencia es siempre un activo inmueble que deberás pagar mes tras mes. ¡Podría convertirse en un lastre económico!

Vincularte a un único destino vacacional

Si eres de los que disfrutan visitando nuevos destinos cada año, quizás comprar una segunda vivienda podría desencantarte pasado el tiempo. De hecho, te acabarás vinculando a un único destino vacacional. Pagar un hotel o alquilar un piso turístico fuera de esa zona te costará mucho más sabiendo que tienes una segunda residencia.

Comprar una segunda vivienda teniendo hipoteca es un riesgo financiero

En primer lugar, tu economía familiar debe soportar el gasto de asumir dos hipotecas durante varios años. El nivel de riesgo financiero, sin duda, se incrementa. Además, comprar una segunda vivienda teniendo una hipoteca hará que la entidad bancaria pida mayores garantías para concedértela. Ya sea a través de un aval o solicitando una entrada mayor.

Los bancos saben que las probabilidades de impago de una segunda residencia son mayores. Por este motivo, se mostrarán más reacios a la hora de conceder una segunda hipoteca. Incluso analizarán tu contexto financiero en detalle.

👉 ¿Los conocías? Vicios ocultos en la vivienda: ¿Qué hacer en caso de sufrirlos?

Sufrir intrusiones cuando no estás dentro

¡Pocas personas tienen en cuenta este aspecto! Habrá largas temporadas en las que no podrás desplazarte a tu segunda residencia. Dependiendo de la zona, existe un riesgo de sufrir una intrusión cuando no estés dentro de la vivienda. Si decides comprar una segunda vivienda, conviene siempre contratar un servicio de alarma o instalar tu propio sistema de seguridad casero. ¡Tendrás la certeza de que nadie accede a tu casa!

Comprar una segunda vivienda cuando el mercado está caro

Tal y como se encuentra el mercado inmobiliario en España, las segundas residencias han visto su precio multiplicado. La creciente demanda ha hecho que incluso los destinos más económicos se hayan encarecido. Si vas a lanzarte a la compra, asegúrate de que el precio del inmueble está ajustado a su valor real, y no se trata de un precio inflado artificialmente.

Incrementar tus gastos fijos mensuales

No puedes olvidar que comprar una segunda vivienda incrementará los gastos fijos mensuales que tendrás que hacer frente. Y no nos referimos únicamente a la hipoteca. Desde los gastos de la comunidad, el mantenimiento de tu red de luz y agua (aunque pases largas temporadas sin habitar la vivienda) o el seguro del hogar.

Algunas aseguradoras cuentan con planes personalizados donde solo pagarás por aquello que realmente utilices. En GENERALI, por ejemplo, ofrecemos Generali Express Hogar, una cobertura ideal para segundas residencias. Disfrutarás de las principales garantías como daños por inundación, incendio, roturas o robos, ¡pero sin tener que pagar por los servicios propios de una residencia principal! Puedes consultarnos sin compromiso y uno de nuestros agentes analizará tus necesidades para determinar el plan que mejor se adapta a ti.

Lo que debes tener en cuenta antes de comprar una segunda vivienda

¡Has tomado la decisión! Es el momento de comprar una segunda vivienda. Antes de hacerlo, repasamos aquellas cuestiones que debes tener en cuenta:

  • Escoge un destino accesible desde tu primera residencia. Es posible que quieras disfrutar de tu segunda residencia durante pequeñas escapadas. Cuanto más cerca esté, ¡menos pereza te dará desplazarte!
  • Estudia la zona en detalle. El clima durante todas las estaciones del año, los servicios sanitarios o la oferta de ocio es elemental a hora de escoger una segunda vivienda.
  • Evita la compra por impulso. ¡No te encariñes con la primera que veas! Deja que la decisión repose unos meses.
  • Ten en cuenta los costes de mantenimiento. Desde una reforma, los impuestos sobre bienes inmuebles de compra de una segunda vivienda, impuestos municipales o la comunidad. ¡Inclúyelos en tus cálculos!
  • Proyecta tu situación familiar en los próximos años. ¿Y si tu familia crece? Asegúrate de que tu segunda residencia se adapta a tu estilo de vida a medio y largo plazo.

¡Es fundamental contar con un Seguro de Hogar que responda eficazmente en caso de robo o intrusión! En GENERALI contamos con las mejores coberturas para robos o vandalismos. Solicita información sin compromiso y escoge el que más se adecue a tus necesidades.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Whatsapp